Desde hace seis años se encuentra practicando esta disciplina, todo inició en su casa de estudio, la Simón Bolívar. “Y hasta el sol de hoy, mírame ¡Juego rugby!…”

 

 

 

Baloa no buscó al rugby en un primer momento, pero la necesidad de moverse y de tener un entrenador que se preocupara por sus técnicas la llevaron hasta esta disciplina. Su primer equipo, el de la universidad Simón Bolívar es ahora una familia para ella y es con quienes dio su primeros pasos dentro de la cancha.
Una vez entró en la pre-selección nacional tuvo dificultades de salud, lo que fue un pequeño obstáculo que no tardaría en superar. Entre sus últimas actuaciones claves se encuentra la de los Juegos  Bolivarianos de Playa – Iquique 2016 en donde obtuvo su primer try como selección y en donde Las Orquídeas regresaron a territorio venezolano con la presea de plata.
En la actualidad “Mou” forma parte de las 40 chicas de la pre-selección nacional que se encargaran de buscar el título venezolano para los próximos Juegos Olímpicos Tokio 2020
El rugby es pasión, es amor, solidaridad, compañerismo. El rugby es respeto, porque sin el contrincante, no se puede jugar un partido…